¿Por qué un restaurante o un bar tiene que tener una app?

Dentro de nuestra red de oportunidades comerciales es muy común la siguiente pregunta: ¿para qué necesita mi negocio una app?

Durante el siguiente artículo hablaremos de un caso real perteneciente al Sector de Restauración (bares y restaurantes) y cómo hemos podido mejorar su imagen de marca y sus estrategias de fidelización mediante el desarrollo y publicación de una aplicación móvil.

En una app focalizada en este sector hay que tener claro que el objetivo principal no es captar nueva clientela (que también), sino poder entregar un valor añadido al cliente para que pueda ser más fiel al negocio y por tanto se incremente la recurrencia de sus visitas a dicho local.

Para ello la app tiene que aportar un valor extra al cliente que la haya descargado, y la mejor manera es ofreciéndole un tratamiento especial o VIP al que sólo se puede acceder gracias a este canal. Dos serán los puntos que mayor interés generen en los clientes de bares y restaurantes:

  • Recibir descuentos o promociones personalizadas según los gustos del cliente.
  • Tener un contacto directo con el mismo para poder buscar esa visita que no tenía programada.

Con applilloo, a través del diseño de su plataforma, será posible segmentar los mensajes o notificaciones push según los intereses del propio usuario, de tal manera que se puedan plantear diferentes categorías por las que el cliente pueda sentirse como alguien importante para el negocio. Si este tipo de característica la combinamos con la geolocalización, nos encontramos ante una potente arma de reclamo entre toda la competencia localizada cerca de tu negocio.

Detallando este caso real del negocio de un bar, se estableció una estrategia, con diferentes categorías de notificaciones, a partir de la cual el dueño del negocio consiguió llenar un miércoles el local con una buena Campaña de Marketing liderada por la app, y ¿cómo lo hizo?

El primer paso una vez que la app está publicada, es establecer una buena política de publicidad para que tus clientes se animen a descargar la app. Con appliloo dispondrás de folletos que incentivan, mediante un código QR, a que el cliente se descargue tu app con un simple “click”, aunque evidentemente esto tiene que ir complementado con un descuento o promoción atractivos.

Una vez que se consigue que la app haya sido descargada, nos queda lo más complejo, retener la app el mayor tiempo posible en los bolsillos de los clientes para que tenga uso. Nadie se descarga una app y la deja en su móvil si no le aporta nada, por tanto hay que evitar por todos los medios que se convierta en una zombie app. Continuando con el ejemplo de nuestro cliente, creó diferentes categorías para las notificaciones en las que pensaba que su público objetivo podría estar interesado:

  • MENÚ DEL DÍA: A través de esta categoría envía un mensaje a todos los clientes que estén inscritos para conocer el menú diario.
  • PROMO CENAS: Con esta categoría envía promociones exclusivas para cenas con descuento del 50% al acompañante.
  • HAPPY HOUR: Esta categoría la utiliza para intentar buscar reclamo un día de la semana de poco movimiento en un horario difícil con un 50% descuento en todas las consumiciones.

Este ejemplo de categorías puede hacer una idea de los objetivos que quería buscar este cliente, pero evidentemente en cada caso se debe estudiar cuáles son las mejores opciones.

En este tipo de negocios también es muy común que se esté incrementando el “home delivery” o entrega a domicilo, y muchos de ellos hacen uso de web externas que les dan una gran visibilidad pero evidentemente sufren de fuertes comisiones de ventas. Con una app propia del local es posible que el usuario pueda hacer su pedido vía app sin necesidad de pasar por terceros, canal que está funcionando muy bien si el negocio tiene posibilidad de hacer la gestión logística.

Iremos comentando diferentes casos de clientes como éste y cómo appliloo está ayudando a los negocios locales y del barrio a montarse a un nuevo canal de venta y fidelización a un precio muy competitivo y con un equipo de confianza.